domingo, 12 de enero de 2014

 Dicen que en el amor siempre hay uno que quiere más al otro y dios... No sabes como me gustaría no ser yo.
Que las suspicacias, los disimulos cuando su culo pasa, las incomodidades de orgullo que pueda provocarte, son algo con lo que ya cuento.